Las Llamadas de una madre

María es ante todo una Madre amantísima para todos los hombres del universo, para todas las criaturas de Dios y con este título hijos de un mismo Padre Celestial, ayer, hoy y siempre. Dios envía a la Virgen María por todo el mundo a través de una multitud de apariciones para darnos un mensaje de paz y verdad, un mensaje de vida, para llamarnos también a volvernos hacia Dios, a la oración y a la Iglesia por nuestra felicidad.

María tiene algo que decirnos. Desea hablar con cada uno de nosotros. Tomémonos un tiempo para escucharla. Nadie nos ama más que Ella, sólo el propio Dios...

 

 

Por motivos de privacidad, por favor, sólo incluir nombres, no apellidos
 
Por favor, escribe tu dirección de correo electrónico para poder notificarte que tu intención quedó registrada Le enviaremos tu nombre a la persona que haya pedido intenciones de oración