Marcos 3, 31-35 : Quien cumpla la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre

Marcos 3, 31-35 : Quien cumpla la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre

Su madre llega con sus hermanos, y quedándose fuera, le mandan a llamar.

 

Estaba mucha gente sentada a su alrededor. Le dicen: “¡Oye, tu madre, tus hermanos y tus hermanas están fuera y te buscan!”

 

Él les responde: “¿Quién es mi madre y mis hermanos?”

 

Y mirando en torno a los que estaban sentados en corro, a su alrededor, dice:

 

“Estos son mi madre y mis hermanos. Quien cumpla la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre.”

(Mc 3, 31-35)