Nuestra Señora de Vladimir

El icono de la Madre de Dios, llamado también « Icono de Vladimir » se encuentra hoy día en Moscú.

Este icono milagroso pertenece al tipo Eleousa (es decir, ternura y misericordia) y habría sido hecho por san Lucas : el Niño Jesús abraza a su Madre por el cuello, mientras ella nos ve de manera a la vez dulce, triste y tierna. Es uno de los iconos más antiguos de ese tipo y sin duda, uno de los más conocidos en Occidente.

En realidad, el icono de la Virgen de Vladimir forma parte de la historia de Rusia y a la vez de su tesoro nacional.

Este icono es conocido en Rusia desde en 1131, fecha en la que fue transportado de Constantinopla a Kiev.

En 1155, el príncipe Andrés Bogoliusbski partió hacia el Norte para fundar una nueva capital, Vladimir. Cautivado por su esplendor, llevó consigo el icono de Kiev. Fue en ese momento que el icono comenzó a hacer milagros y a atraer a numerosos fieles.

En 1395, el icono fue trasladado a Moscú :

En tres ocasiones, amenazada por una invasión proveniente del este, la capital rusa fue salvada por un hecho milagroso, gracias a la intervención del icono.

Hoy, los peregrinos de la Virgen de Vladimir llegan de todos los países del mundo y son muy numerosos.

____________________________

(cf. Bibl.: María Donadeo, Iconos marianos rusos, 1990, p. 11 ; Egon Sendler S.J., Los iconos bizantinos de la Madre de Dios, 1992, pp. 83-164)